A escasas semanas de que comience la feria más importante del año en el mundo de los videojuegos, últimamente nos tenemos que conformar con las escasas migajas que las compañías van anticipando, antes de tratar de dar la campanada con sus respectivas conferencias. Un paso por delante de las demás lo está llevando Microsoft, que tras sus anuncios de la semana previa (con Kinect finiquitado y un nuevo Halo en el horizonte), ha confirmado a través de Phil Spencer que quieren centrar su conferencia únicamente en lo que importa de verdad: los juegos. No podríamos estar más de acuerdo.

Nintendo, por su parte, ha desvelado nuevas imágenes de Hyrule Warriors, del que afirma que Tecmo Koei tiene ya listo en un 70% y que, casi con toda seguridad, verá la luz en Japón hacia mediados de este próximo agosto. La revista Famitsu ha publicado una exclusiva en la que saca a la luz 37 nuevas imágenes, que nos permiten apreciar más detalles de Link (¿se ha operado la nariz desde Skyward Sword?) y el personaje controlable de Impa, que regresa gloriosa con el aspecto que le dio la fama en Ocarina of Time. Además de ellos están misteriosos personajes cuyo papel aún está por desvelar, como Shia, Wizro y Valga, así como decorados de los principales escenarios y localizaciones del juego. Francamente, cuanto más sabemos del juego, más nos apetece probarlo en directo.

hw_25__large

Ubisoft, por su parte, está envuelta en un nuevo lío con Watch Dogs. Por si toda la polémica que ha levantado este juego desde que se dio a conocer, hace ya dos largos años, no fuera suficiente, se ha sumado ahora un nuevo episodio de lo más surrealista. Hace apenas seis días la web wcftech.com sacó un análisis del juego en el que, además de darle un decepcionante 7,2 (decepcionante para la maravilla que todos nos imaginamos la primera vez que se mostró, entiéndase), el redactor afirmaba que el juego tenía un downgrade considerable y algunos rasgos incomprensibles, como el reseteo a 0 de todas nuestras habilidades al salir de la partida si decidíamos no hacer uso del modo online. Eran tantos los «peros» que recibió el juego, y lógicamente tal la repercusión que tuvo en Internet, que la propia Ubisoft decidió tomarse el asunto con la importancia que requería. En un comunicado sutil, vino a decir que el análisis era falso, y entonces el asunto cobró otro rumbo: desprestigiar de todas las formas posibles al redactor, un tal Ali Naqi, al que le han llovido piedras y al que se acusa de falta de ética por analizar una versión beta del juego que nadie sabe cómo habrá llegado a sus manos antes del embargo.

Lo que parece evidente es que el camino de Watch Dogs ha estado plagado de minas, y no pocas de ellas son achacables a la propia compañía. Es pronto aún para saber el nivel de calidad real del juego (sale el próximo martes 27), aunque tenemos ya a nuestros redactores listos para ofreceros lo antes posible un completo análisis. Sea como fuere, cuando un río suena con tanta fuerza, mucho nos tememos que debe llevar agua, y no precisamente de la buena. Veremos.

WD_Screenshot_039_Aiden_GC_130821_10amCET-1024x387-600x300

 

Y mientras todo esto se cuece en las diferentes parroquias consoleras, Sony se mantiene en un más que discreto tercer plano. Playstation 4 volvió a liderar listas de ventas en medio mundo en abril, pero aún no sabemos cómo marcha la venta en cuestión de números actualizados a día de hoy. Nada se sabe de juegos ni de próximos lanzamientos, más allá de una lista que, supuestamente, desvela todo el contenido de su conferencia del próximo día 9 de junio. Lo llamativo del orden es que desvela hasta el tiempo que se va a dedicar a cada juego: según la filtración, el orden sería el siguiente:

  • Tráiler de tres minutos de Uncharted para PS4, con fecha de lanzamiento de verano de 2015.
  • Nuevo título de Media Molecule para Morpheus, con fecha para finales de 2015.
  • Gran Turismo 6 para PS4 a 1080p y 60fps, también para finales de 2015.
  •  Kill Strain, remake de Syphon Filter para PS4, posible ventana de lanzamiento para navidades de 2014.
  • Nueva versión de Wipeout, con desarrollador aún por confirmar.
  • Trailer del nuevo juego de Quantic Dream.
  • Demo en stand de The Order 1886.
  • Posible secuela de Heavenly Sword, de Ninja Theory, en avanzado estado de desarrollo.
  • RPG de Guerrilla Games.
  • Juego de acción en tercera persona de Sony London Studios.
  • DLC de InFamous Second Son.
  • Dos, quizá tres, nuevos títulos de Sony Japan. Uno de ellos sería Project Beast, sucesor espiritual de Demon’s Souls; el otro sería The Last Guardian, con versión para PS4 lista para estas mismas navidades, mientras que del tercero no se ha podido averiguar más.
  • Demo de DriveClub.

Sin entrar en si debemos darle o no demasiada credibilidad al asunto, que ya tendremos tiempo de entrar en ello llegado el momento, lo cierto es que algo así podría venirle de perlas a la consola. Estamos hablando de 14 títulos potentes, algunos de ellos como regreso triunfal y otros que, si bien no resultan demasiado sorprendentes, sí pueden venirle bien a un catálogo necesitado como pocos de juegos que llevarse a la boca. Sobre The Last Guardian preferimos no decir nada, porque al final siempre nos terminamos arrepintiendo y emplazándolo para las esperanzas del siguiente E3, así que aquí, más que con ningún otro juego, tengamos prudencia. En cualquier caso, ya falta cada vez menos para salir de dudas.

the-last-guardian