Satoru Iwata acaba de anunciar el nuevo Super Mario 3D World para Wii U, la evolución directa del juego de Mario que ya vimos en la portátil de Nintendo 3DS. Eso sí, ahora con calidad HD, con la posibilidad de jugar hasta 4 personas, nuevas habilidades específicas de cada personaje y un disfraz de gato.

En la redacción estamos de acuerdo en que luce estupendamente, que venderá mucho y que hará las delicias de todos los fans de la saga de Nintendo; aún así, no es el Mario en 3D que esperábamos en Wii U. Teníamos la esperanza de ver un Mario para Wii U que se acercase más al espíritu del Mario Galaxy o lo que supuso el Super Mario 64 en su momento, y no un Mario que es herencia directa de una consola portátil, la hermana pequeña de la familia.

El nuevo Super Mario 3D World con gráficos HD permitirá jugar en modo cooperativo o competición con 4 jugadores entre los que se podrá elegir a la Princesa Peach como novedad de este título.

Quizá otro de los grandes problemas de este juego, y que también va un poco en contra de la tradición de la compañía, es que no vemos de qué manera el juego aprovecha las funciones específicas de la consola. Durante el Nintendo Direct especial del E3 no han contado cómo el GamePad estará implementado en este título, lo único que han dejado ver ha sido cómo una mano traslucida hacía cosquillas a los enemigos de Mario (¿no os recuerda un poco al acompañante Murfy de Rayman Legends?). Suponemos que se podrá controlar con el lápiz táctil en el GamePad. Aún así, este juego perfectamente se podría jugar en Wii (excepto por el HD) o en otro sistema: no hay nada que diga que este juego no se podría haberse visto en una consola que no fuera Wii U.

Sin duda, Super Mario 3D World es un juego dirigido al mismo público que hizo que aumentaran las ventas de la consola Nintendo 3DS, un público más casual y familiar. Sin embargo, su limitado alcance nos hace creer que habrá más de un Mario tridimensional en la consola Wii U, o al menos eso es lo que queremos creer.