Durante su conferencia de prensa en el E3, Sony confirmó que el sistema de alquiler de juegos Playstation Now entrará en fase de beta abierta a finales de este verano. Según hemos podido saber a través de usuarios de la beta cerrada, se han producido una serie de modificaciones y novedades que afectan a uno de los factores principales que determinará el éxito o el fracaso del sistema: el precio.

Antes de nada, hay que dejar bien claro que, al igual que la tabla de precios es aún provisional, las conclusiones que de ella pueden extraerse son igualmente provisionales. No obstante, y a juzgar por lo que sabemos hasta el momento, mucho nos tememos que los encargados de establecer dichas tarifas (en Sony han confirmado que serán finalmente los desarrolladores y publishers los que harán esa baremación), andan claramente despistados.

Así, por ejemplo, alquilar un juego como Final Fantasy XIII durante 4 horas nos costaría tres dólares, lo que en principio parece una cantidad razonable por un alquiler temporal si no fuera por el hecho de que un juego así apenas puede llegar a atisbarse en tal cantidad de horas. 7 días de alquiler nos saldría por 6 dólares, 30 por 8 y 90 por 15, un dólar más de lo que cuesta el juego actualmente en formato físico y dos dólares más de lo que vale en la Playstation Network. Sencillamente, no tiene sentido. Otros casos, como el de Saints Row: The Third, que cuesta 30 dólares tanto en el alquiler de 90 días como en PS Network, o el de Deus Ex: Human Revolution, que vale 10 dólares más caro en Now que en PSN, son también de antología del disparate.

No tenemos muy clara cuál va a ser la política final de precios del sistema de Playstation Now, pero no parece muy sensato poner tarifas de horas claramente insuficientes para un porcentaje significativo de juegos, y dejar los alquileres de mayor duración a precios claramente por encima del valor real de mercado de dichos juegos.

sCualquier usuario mínimamente informado preferirá, seguro, hacerse con el juego a perpetuidad ya sea en formato físico o digital antes que pasar por esta extraña caja que, eso sí, mantiene una posibilidad única: jugar a juegos de PS3 en una PS4 o una Vita aun sin tener dicho sistema. No sabemos si será suficiente para contentar a gente acostumbrada a gangas como las de Steam, por lo que nos parece urgente que Sony se replantee su estrategia, porque puede enterrar a la criatura antes de haber salido del cascarón.

pg-weekly-wrap-jan-10-playstation-now.jpg